Saltar al contenido

Consejos para evitar dolores de espalda

El dolor de espalda puede ser el resultado de una caída o un accidente. Pero la mayoría de las veces, el dolor de espalda es el resultado de una actividad diaria realizada  de forma incorrecta: actividades tan comunes como empinarse para alcanzar algo o levantar un objeto, sentarse frente a un ordenador en la misma posición durante horas y cargar bolsas de compras. La buena noticia es que la prevención del dolor de espalda no es tan difícil, ya que a menudo sólo requiere unos pocos ajustes en nuestra rutina que pronto se convertirán en algo natural.

Aquí algunos consejos simples pero efectivos para la prevención del dolor de espalda.

Haz ejercicio

Una de las cosas más importantes que puede hacer para prevenir el dolor de espalda es levantarse y ponerse en movimiento. ¿Por qué el ejercicio previene el dolor de espalda? Los músculos están destinados a moverse. Si no estás en buena forma, es más probable que te lastimes la espalda y sientas dolor cuando hagas movimientos simples, como levantar a tu hijo de la cuna. Otra razón por la que el ejercicio previene el dolor de espalda es que ayuda a mantener un peso bajo: tener sobrepeso, especialmente alrededor del estómago, puede ejercer presión adicional sobre la espalda.

Manten una postura adecuada

La mayoría de la gente se sienta frente al ordenador  durante siete u ocho horas al día. La gente se encorva ante sus ordenadores y no se dan cuenta del daño que hacen a sus espaldas y del dolor que podrían estar causando. Asegúrese de trabajar en una estación de trabajo ergonómicamente correcta, tanto en la oficina como en casa debe tener sillas ergonomicas y debe parar cada cierto tiempo para estirar. Si practicas una buena postura, mantendrás las curvas naturales de tu espalda y ayudarás a mantenerla fuerte.

Duerme de lado

No querrás dormir boca arriba. La mejor posición para dormir es de costado. Si debes dormir boca abajo, coloca una almohada debajo de la parte inferior del abdomen para aliviar el estrés de la espalda. Tener un colchón de apoyo y una almohada para la cabeza también es vital. Dormir lo suficiente y que sea reparador es siempre una parte importante para mantener una buena salud. Además, si hace ejercicio durante el día, duerme mejor por la noche.

Reduce el estrés

Probablemente no te des cuenta de cuánto estrés puede afectar la salud de tu espalda. El estrés tensa los músculos y la tensión constante de este tipo puede causar dolor de espalda. Cualquier actividad que le ayude a reducir el estrés ayudará a prevenir el dolor de espalda. Las actividades para reducir el estrés pueden incluir yoga, meditación, biorretroalimentación, respiración profunda, tai chi e imágenes guiadas.

Puedes reducir el riesgo de dolor de espalda con simples cambios en el estilo de vida. Sin embargo, si experimentas dolor de espalda, no lo ignores. Podría ser un signo de una afección más grave. Consulte a un médico sobre sus síntomas y lo que debe hacer para encontrar y tratar la causa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.